Blog DeltaDent

ACTUALIDAD DENTAL

Resuelve tus dudas sobre técnicas y tratamientos dentales de la mano del internacionalmente reconocido Dr. Alberto Meriñán Sebastián.







La obturaciones dentales o empastes, son casi tan antigua como las caries. Una patología que se extiende con el cambio de alimentación del hombre –hace unos 13.000 años–, que supuso el cultivo de grano. Ya hemos comentado en otras ocasiones, que el azúcar y los carbohidratos, junto a una higiene deficiente, forman la combinación perfecta para generar la placa bacteriana que ataca los dientes.

El pasado: momias con empastes

Los primeros empastes hallados en momias, son de la edad de hielo. La cavidad se limpiaba con algún tipo de piedra afilada, y se rellenaba con betún, pelo o paja. Sin anestesia –o al menos sin una anestesia local moderna– y sin medidas profilácticas. El primer dentista del que se conoce su nombre, el egipcio Hesy-Ra, era un personaje admirado por sus conocimientos y destreza como “Gran de los cortadores de marfil”. La población egipcia padecía problemas de caries, debido a la alimentación, y a la nula higiene bucal (no se han encontrado restos de cepillos). Los materiales utilizados para los empastes de esta momia, fueron lino con aceite de cedro.

El presente: obturaciones de composite y metálicas

Afortunadamente, acudir hoy al dentista por una caries, no tiene por qué suponer una experiencia traumática, como sí lo fue hasta hace no demasiados años. Algunos materiales para obturar las cavidades, siguen siendo metales nobles como el oro, pero otros compuestos modernos se han impuesto por su resistencia, estética, precio y tiempo del paciente en consulta.
El origen de la resina compuesta se remonta a 1962. En la actualidad, las resinas o composites, constan de un componente cerámico de calcio o silicio y otro polimérico, que endurece por acción de una fuente de luz ultravioleta.

El futuro: adiós a los empastes

Sería, sin duda, una gran noticia: “Dientes con caries se regeneran por sí solos. Adiós a los empastes.” De momento, nos tenemos que conformar con saber que un medicamento contra el alzhéimer (enfermedad de la que hablamos recientemente por otros motivos) podría hacer que un diente produjera suficiente dentina como para autorregenerarse.
Los dientes son capaces de reparar con dentina lesiones de poca profundidad, de forma natural, pero esta producción de dentina se interrumpe por la acción de una enzima que el medicamento en cuestión, neutraliza.
La solución propuesta, consiste en combinar dicho medicamento con la aplicación de unas esponjas (desaparecerían de forma natural), que activen la formación de células madre de la pulpa dental, y así regenerar el diente en 6 semanas.
Incluso en ese futuro esperanzador sin empastes, deberemos mantener el cuidado de nuestra alimentación y hábitos de limpieza, así como las revisiones periódicas.
El mejor tratamiento es la prevención, pide cita con nosotros en Deltadent y te haremos una revisión completa de manera gratuita.
pie-de-entradas



Salones de estética, spas, gimnasios… las sesiones de blanqueamiento dental se ofrecen en lugares de lo más variopinto. No sabemos si el personal encargado del tratamiento será el mismo que atiende la peluquería: puede haber quien considere que dar mechas también es blanquear.

Manejo de una sustancia que en manos no cualificadas puede ser peligrosa

El principal agente blanqueador que se emplea, es el peróxido de hidrógeno, que no es ni más ni menos que agua oxigenada, pero por encima de una concentración del 1% puede resultar muy peligrosa para tu boca, aplicado por personal no cualificado. Por este motivo, la legislación europea es clara: solo un dentista puede aplicar concentraciones entre el 1 y el 6% de peróxido de hidrógeno a un paciente.

Lesiones por mala aplicación

Quemaduras en las encías, muerte del diente, sensibilidad dental… son algunos de los efectos adversos de una mala aplicación. Insistimos: solo un dentista está autorizado en la aplicación de blanqueadores, hasta un 6% de concentración de peróxido de hidrógeno.

Tráfico ilegal de sustancias

El verdadero peligro está en el lucrativo tráfico ilegal de medicamentos en internet, que deriva en que muchas ocasiones caigan en manos no profesionales. Se comercia con productos ilegales con una concentración del 35% de peróxido de hidrógeno, muy por encima de la permitida por la legislación europea, Como se puede leer en este reportaje de BBC News.

Ante esta situación, ¿qué hago si me quiero blanquear los dientes?

Lo primero, informarte. Visita al dentista y escucha su consejo: cada individuo requerirá una duración del tratamiento y aplicación distinta. Duda de tratamientos milagro y filtra lo que se cuenta en las redes sociales.

El blanqueamiento dental profesional será caro…

En Deltadent, la primera consulta es gratis, y puedes financiar el tratamiento en 36 meses sin intereses. Lo realmente caro, es ponernos en manos de quienes nos tratan como clientes, y no como pacientes, y que además aplican tratamientos sin contar con formación específica para ello, o gastar dinero en productos milagrosos inefectivos.
El mejor tratamiento es la prevención, pide cita con nosotros en Deltadent y te haremos una revisión completa de manera gratuita.
pie-de-entradas



La llegada de la primavera y las alergias a esta estación puede también suponer un problema para la salud bucodental. Según los datos aportados por la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC), esta primavera registrará niveles muy altos de pólenes en la mayoría del territorio español. De hecho, en los últimos años las alergias comienzan a notarse con mayor crudeza. La sequedad de la boca y el dolor de dientes son dos de los síntomas más comunes que padecen los alérgicos, ya que, aunque no se suele saber, las alergias primaverales también afectan a la salud bucodental.
Aunque la boca no se presenta como una prioridad cuando comienza la temporada de las alergias, es cierto que se ve resentida. Por ejemplo, con dolor de dientes, provocados principalmente porque el dolor sinusal es un síntoma común del sistema inmunológico cuando lucha contra el polen o el polvo. Los espacios huecos de su cabeza se llenan de moco, lo que le produce dolores en su rostro. Los senos maxilares, los mayores del rostro, se ubican sobre la boca. Cuando estos senos hacen presión, pueden empujar las raíces de los molares superiores. Así, se padece sensibilidad al frío y al calor o dolores que se desplazan cuando uno se sienta, se levanta o se acuesta.
Ahora bien, explica a ABC Salud Héctor J. Rodríguez Casanovas, periodoncista de SEPA y Profesor del Master de Odontología Integrada del Adulto y Pacientes Especiales (MOIAPE) de la Universidad de Sevilla, «lo curioso de este tema es la poca evidencia científica que hay y que, sin embargo, es recurrente en un gran número de webs del mundo».

En este sentido, el experto de SEPA considera algunos aspectos que sí están definidos. En primer lugar, la rinitis alérgica es un culpable común, según la Fundación de Asma y Alergia de América (AAFA), de la congestión de la cavidad sinusal. «Cuando tus conductos nasales están bloqueados, te ves obligado a respirar por la boca más de lo normal. Los tejidos de su boca se resecan por el contacto constante con el aire y la presencia de bacterias». De eta forma, añade, «la falta de líquidos que acompaña a la rinitis alérgica puede hacer que se esté levemente deshidratado».
Asimismo, los antihistamínicos, fármacos recomendados por médicos y farmacéuticos para tratar las alergias, son una causa conocida de sequedad en la boca. «Esto también puede provocar que algunos dolores dentales se manifiesten más».
La alergia es inevitable y sus síntomas solo pueden intentar controlarse acudiendo al médico especialista que sepa recetarnos un tratamiento eficaz para sobrellevar este período. En materia de salud bucodental, los especialistas recomiendan:

Consejos

· Hidratación: Beber mucha agua para mantener la boca y el cuerpo hidratados. Esto no solo puede contrarrestar los efectos de boca seca, sino que además ayuda a que su cuerpo elimine el exceso de moco.
· Gárgaras con agua salada. Disolver una cucharada de sal en un vaso de agua tibia. Hacer gárgaras y escupir hasta eliminar toda el agua. La sal puede ayudar a eliminar el moco de sus senos, aliviando los síntomas.
· Cepillado y uso del hilo dental. El cepillado y uso del hilo dental regulares son especialmente importantes cuando tiene la boca seca, por lo tanto, hay que asegurarse de cepillarse, como mínimo, dos veces al día y de usar hilo dental al menos una vez en el día.
· Trate sus alergias. Controlar sus alergias puede ayudar a reducir el impacto que tienen sus síntomas en la boca. Es imprescindible visitar al médico para cualquier consulta.
· Consulte con su dentista. Mantener las consultas odontológicas programadas. Si se sintiese dolor de dientes, es necesario decírselo al dentista. El dentista sabrá si la causa es la alergia u otra cosa.
La salud bucal es clave para el bienestar de una persona y es básica para gozar de una buena calidad de vida. La boca es uno de los focos principales por lo que se generan diferentes enfermedades: cáncer de boca o de garganta, infecciones y llagas bucales, enfermedades periodontales (de las encías), caries, pérdida de dientes y otros trastornos que limitan la capacidad de morder, masticar, sonreír y hablar de la persona afectada, al tiempo que repercuten en su bienestar psicosocial.

 
Fuente: abc.es
 
El mejor tratamiento es la prevención, pide cita con nosotros en Deltadent y te haremos una revisión completa de manera gratuita.
pie-de-entradas



¿Eres de los que acostumbra a refrescarse con bebidas isotónicas? Si la respuesta es sí, debes saber que este hábito cotidiano, aparentemente inofensivo, podría intervenir negativamente en tu salud bucodental.
Es cierto que este tipo de bebidas pueden ayudar al organismo en determinados momentos, siempre y cuando se consuman de forma moderada. Por ejemplo, después de un duro entrenamiento pueden servirnos para reponer el agua y los electrolitos que nuestro cuerpo ha ido perdiendo durante el ejercicio. También pueden utilizarse a modo de suero fisiológico para reponer el nivel de agua en pacientes que han sufrido procesos diarreicos o vómitos.
Sin embargo, el abuso de este tipo de bebidas puede desencadenar un problema en nuestra salud dental. Además de hidratos, sales minerales y agua, contienen ácido cítrico, un aditivo que puede dañar el esmalte dental dejando la dentina en la superficie, provocando sensibilidad dental e incluso favoreciendo el desarrollo de caries. Este aditivo también está presente en determinadas frutas como manzanas, kiwis, naranjas y limones, por lo que es preferible no abusar de ellas.
Los expertos recomiendan utilizarlas para lo que fueron creadas (reponer las sales minerales o electrolitos perdidos durante el ejercicio a través del sudor) y no consumirlas de manera habitual como si fueran agua. Además, insisten en la importancia de esperar unos minutos para realizar el cepillado después de consumir bebidas isotónicas, muy carbonatadas o frutas ácidas. De esta forma permitimos que el esmalte suavizado pueda volver a endurecerse, evitando su deterioro y el riesgo de erosión.
En este caso el cepillado debe incluir, como en el resto del año, la limpieza de encías, lengua y mucosas. También es recomendable la utilización de dentífricos, cepillos de dientes y enjuagues bucales especialmente diseñados para tratar la sensibilidad dental, ya que además de aliviar las molestias proporcionarán una protección más duradera.
 
Fuente: vivirmasymejor.elmundo.es
 
El mejor tratamiento es la prevención, pide cita con nosotros en Deltadent y te haremos una revisión completamente gratuita
pie-de-entradas



La caries puede invadir también otras zonas de la pieza o el espacio que hay entre ellas. Cuando la caries afecta a la raíz del diente (la parte hendida en el hueso y que sostiene la corona) los dentistas hablan de caries radicular.
Las personas con algún tipo de enfermedad periodontal (ya sea gingivitis o periodontitis, también vulgarmente denominada “piorrea”) tienen más riesgo de contraer este tipo de caries, ya que la destrucción del tejido periodontal expone las raíces de los dientes. Esto hace que las personas mayores, el grupo de edad más propenso a los problemas de encías, tengan un riesgo mayor de sufrir caries radicular.
descarga

Qué tratamiento recibe la caries radicular?

Las raíces dentales son especialmente vulnerables a las bacterias de la placa porque tienen menos esmalte que las coronas que sostienen. Esto hace que la infección pueda avanzar rápidamente y afectar a las capas internas y más sensibles del diente (dentina y pulpa).
Por ello, en muchos casos, la caries radicular requiere un tratamiento de endodoncia que insensibilice la pieza “matando el nervio” de sus raíces o, cuando el daño es demasiado grave, una extracción dental.
A diferencia del resto de tipos de caries, la caries radicular no requiere tratamientos que restauren la corona dental, como reconstrucciones o coronas protésicas, ya que con mucha frecuencia solo afecta a la raíz del diente.

Cómo prevenir la caries radicular

Cepillarse los dientes después de cada comida y el uso diario de la seda dental son fundamentales para prevenir la caries en cualquiera de sus formas. También pueden ser recomendables los enjuagues con flúor, especialmente las personas mayores, que, como ya hemos comentado, tienen mayor riesgo de desarrollar este problema.
En la salud oral, prevenir es casi literalmente curar, y siguiendo unos hábitos correctos de prevención e higiene es posible evitar casi cualquier tipo de problema o complicación. Mejora tus hábitos y disfruta de una boca sana durante toda tu vida.
Fuente: sanitas.es
 
El mejor tratamiento es la prevención, pide cita con nosotros en Deltadent y te haremos una revisión completamente gratuita
pie-de-entradas


Las tecnologías más avanzada en

Nuestra Clínica DeltaDent


En Deltadent somos ocho profesionales expertos en todas las áreas de la odontología, dirigidos por tu dentista de confianza en Madrid: el Dr. Alberto Meriñán Sebastián, reconocido odontólogo a nivel internacional.

Más información sobre nuestra Clínica
ESPECIALIDADESFINANCIACIÓNPROMOCIONESI+DBLOG

LLÁMANOS

91 344 03 80



PIDE CITA

639 457 816



Síguenos en

Redes Sociales



SUBIR

© Deltadent 2019. Todos los derechos reservados.